Le roban 800 euros a través de Bizum por culpa de su proveedor de telefonía móvil

Le sustrajeron 800 euros y la Agencia Española de Protección de Datos ha multado a DIGI con 200.000

Según anuncia FACUA en nota de prensa, “la Agencia Española de Protección de Datos (AEPD) ha multado a Digi con 200.000 euros por permitir el duplicado fraudulento de la tarjeta SIM de una socia de FACUA Euskadi sin su consentimiento y sin comprobar la identidad del solicitante, lo que provocó que le sustrajeran 800 euros de su cuenta mediante operaciones de Bizum, además de intentarlo sin éxito con casi 1.500 euros más. El importe de la sanción casi triplica las que habitualmente se imponen por estas irregularidades ante el hecho de que la compañía ya había sido objeto de varias por los mismos hechos”.

Explica FACUA que “la pesadilla de Iratxe Uria, una vecina de Barakaldo, comenzó cuando descubrió que se habían realizado dos operaciones de Bizum desde su cuenta por valor de 800 euros, cargos que ella desconocía y que en ningún caso había solicitado ni aprobado. También sufrió otros tres intentos fallidos de cerca de 500 euros más cada uno”.

“Lo primero que sentí fue enfado e incredulidad, ya que no era capaz de comprender cómo habían podido entrar en mi intimidad”, indica Iratxe.

Argumenta FACUA en nota de prensa que “alarmada por esta situación, Iratxe lo puso inmediatamente en conocimiento tanto de su entidad bancaria como de su compañía de telecomunicaciones, Digi, ya que la autorización fraudulenta de los cargos había tenido que ser realizada por su línea de teléfono móvil”.

Según FACUA, “la respuesta de Digi sólo empeoró la situación. La operadora comunicó a Iratxe que el mismo día de los cargos fraudulentos había emitido y entregado una copia de su tarjeta SIM a una persona que lo solicitó en un punto de atención al cliente de la empresa. En ningún caso se comprobó la identidad de esta tercera persona y si estaba autorizada para pedir el duplicado. Digi se limitaba a decir que había actuado correctamente y se lavó las manos”, señala Iratxe, que ante esta situación acudió a la Ertzaintza para “denunciar un delito de suplantación de identidad -ya que claramente se habían hecho pasar por ella para conseguir la copia de la SIM-“.

En paralelo acudió a FACUA, de la que era socia, para que le ayudara a reclamar la devolución del dinero sustraído.

Recuperó los 800 euros sustraídos

FACUA explica que se dirigió “a la entidad bancaria, que admitió que el dinero había sido sustraído fraudulentamente y procedió a devolverle los 800 euros a Iratxe”. También reclamó a Digi que, “sin embargo, se eximió de toda responsabilidad por lo sucedido, pese a haber facilitado la copia de la tarjeta sin ningún tipo de comprobación por su parte”.

La asociación decidió entonces “presentar una denuncia ante la AEPD contra Digi debido a la total falta de diligencia por su parte al haber entregado un duplicado de la tarjeta SIM de Iratxe sin la correspondiente autorización y sin haber comprobado la identidad de la persona que lo solicitó”.

En su denuncia, la asociación señalaba que “había incumplido varios preceptos de la normativa de protección de datos personales, relativos a la licitud del tratamiento de datos, ya que Digi había facilitado los datos de Iratxe -todos aquellos relacionados con su tarjeta SIM- sin aplicar los protocolos de verificación aplicables cuando se solicita un duplicado para evitar entregarlo a una tercera persona no autorizada”.

“El trato que recibí por parte de FACUA fue ejemplar en todo momento, y me han ayudado en todo”, afirma la afectada.

200.000 euros de sanción

En su respuesta, la AEPD ha valorado “la existencia de una infracción del artículo 6 del Reglamento General de Protección de Datos, al considerar probado que Digi no pudo acreditar que cumpliera con las diligencias adecuadas para evitar el duplicado fraudulento de la SIM de Iratxe”.

“En el establecimiento en que se expidió el duplicado de la tarjeta SIM debió haberse comprobado el original del documento identificativo, siendo así que, de haberse efectuado correctamente esta operación, el duplicado debió haber sido denegado […] En la explicación aportada por la parte reclamada, no se apunta a cuál pudo haber sido la causa concreta que desembocó en la emisión del duplicado”, señala la resolución.

Por dicha infracción, “la Agencia ha resuelto imponer una multa de 200.000 euros a Digi. La AEPD ha decidido aplicar así una sanción mayor por esta irregularidad ya que había multado a la empresa en reiteradas infracciones anteriormente por la misma infracción”.

En lugar de los “70.000 con los que sancionó a Digi en otras tres ocasiones por este motivo”, ha fijado ahora la multa en los 200.000 euros, “al considerar como agravante “oda infracción anterior cometida por el responsable”.

“Además de la sanción a Digi, gracias a FACUA he logrado recuperar los 800 euros que me sustrajeron. Es importante luchar por lo que es nuestro. Debemos saber que no estamos solos y que juntos podemos contra el ciberfraude”, cuenta Iratxe.

El Digital de Albacete

Diario digital líder en Albacete con toda la información de la capital y provincia
Botón volver arriba