El Gobierno de Castilla-La Mancha resalta los avances del mundo rural impulsados por el trabajo, la fuerza y la inteligencia de las mujeres

Acto institucional del Día de las Mujeres Rurales celebrado en Belmonte

El Gobierno de Castilla-La Mancha ha reconocido hoy, en el Día Internacional de las Mujeres Rurales, el avance que ha experimentado el medio rural en Castilla-La Mancha gracias al trabajo, la fuerza y la inteligencia de las mujeres que viven en los pueblos de la región.

Así lo ha ido explicando la consejera de Igualdad y portavoz, Blanca Fernández, a lo largo de su intervención en el acto institucional celebrado en Belmonte (Cuenca) para conmemorar este día. Un discurso en el que ha puesto como ejemplo del compromiso, coraje y valentía de las seis mujeres reconocidas “que son el ejemplo de miles de mujeres de nuestra tierra que con uñas y dientes se mantienen en el territorio”.

Blanca Fernández ha incidido en la necesidad de revertir la tendencia a la masculinización de los pueblos y ha mostrado el compromiso del Ejecutivo autonómico para conseguirlo, añadiendo que “como Gobierno tenemos que ser inteligentes y saber que las mujeres son imprescindibles para que nuestros pueblos tengan futuro y esto no es por un capricho, que se nos ha metido en la cabeza, sino porque es necesario que sea así”.

La consejera ha apelado a todo lo que aportan las mujeres y los hombres que viven en el medio rural, su inteligencia, capacidad, sus conocimientos de oficios tradicionales o a su formación académica para conseguir que “nuestras chicas vean un futuro en el pueblo que las vio nacer, porque eso nos hará seguir siendo Castilla-La Mancha”. La portavoz del Gobierno regional también ha apelado al orgullo de ser, vivir en pueblo y querer seguir viviendo allí.

En ese sentido, Fernández se ha mostrado optimista y confiada en la fuerza de la ciudadanía de Castilla-La Mancha y ha señalado que “no necesitamos que nos vengan a rescatar de fuera, pero es que no necesitamos a nadie que nos rescate, necesitamos las políticas adecuadas, los instrumentos, pero la fuerza, la capacidad, el talento, la potencia, la energía, la tenemos en Castilla-La Mancha y en cada uno de nuestros pueblos y aquí tenéis los ejemplos que lo hacen visible”.

Aspiramos a las mismas cosas que los hombres

La consejera ha apelado al eslogan bajo el que se celebra este día, ‘La raíz de nuestra tierra’, para destacar que tradicionalmente las mujeres han sido “la columna vertebral del estado del bienestar ahora sustentado en las políticas y el esfuerzo de muchas personas”, algo especialmente acentuado en el medio rural. También ha tenido palabras de recuerdo para madres y abuelas, porque “han sido las encargadas del cuidado de la vida, lo más importante que tiene nuestra sociedad y porque eso hace que hayan sido imprescindibles”.

Y ha añadido que “las mujeres aspiramos a más, aspiramos a compartir el privilegio del cuidado de la vida con vosotros y aspiramos a que nuestras hijas lo hagan también; aspiramos a ser farmacéuticas, empresarias, pasteleras, pequeñas autónomas a dedicarnos al campo, a hacer buenos vinos, a ser transportistas y a hacer más cosas. Aspiramos, en definitiva, a hacer las mismas cosas que los hombres”.

Por eso, ha afirmado es necesario celebrar días como el de hoy para “reconocer a las mujeres del campo que han sido siempre invisibles” y para “romper barreras que permitan que esa desigualdad que lamentablemente seguimos sufriendo las mujeres en el medio rural”.

Los instrumentos y las herramientas

Ante la presencia de los consejeros de Agricultura, Agua y Desarrollo Rural, Francisco Martínez Arroyo, y de la consejera de Educación, Cultura y Deportes, Rosa Ana Rodríguez, que han asistido al acto, la consejera de Igualdad y portavoz ha recordado las políticas puestas en marcha por el ejecutivo de Emiliano García-Page a favor del medio rural. Entre ellas, la promoción de las titularidades compartidas para facilitar la incorporación de las mujeres al campo; la inminente puesta en marcha de un plan para mejorar la empleabilidad de las mujeres rurales que beneficiará a 2.000 de ellas; o un plan de digitalización que beneficiará a 12.000 mujeres que viven en el medio rural.

Blanca Fernández también ha recordado el Plan Corresponsables, para la puesta en marcha de servicios que faciliten la conciliación de las familias y, especialmente, a las mujeres que son las que se siguen ocupando mayoritariamente del trabajo de los cuidados. “Un plan que tiene un componente de ruralidad muy importante, tal y como lo demuestra el hecho de que 8 de cada 10 euros del plan vayan a parar a los pueblos de Castilla-La Mancha”, ha añadido.

También, la consejera ha apelado al apoyo a las empresas lideradas por mujeres y a las pequeñas autónomas, “especialmente cuando están en un pueblo, porque tiene más dificultades y porque si somos egoístas tenemos que apostar por ellas para que nuestros pueblos puedan sobrevivir”. Con la misma importancia y ya en el ámbito educativo, la consejera de Igualdad y portavoz ha recordado los planes de igualdad que se desarrollan en los centros educativos para que “niños y niñas aprendan que son iguales y que tienen el mismo derecho a tener los mismos sueños”.

“Cada miembro del Consejo de Gobierno tiene una tarea que hacer en el ámbito rural y en la igualdad con mayúsculas, pero también a la igualdad de género, entre mujeres y hombres porque una sociedad más igualitaria es más justa, más respirable, más vivible, más confortable”, ha resumido la consejera. En esta línea, Blanca Fernández ha hecho un llamamiento para “aprender a convivir compartiendo el mundo y la vida, algo fácil de decir en una frase y muy complicado de hacer cada día, pero hay que hacerlo”.

Pueblos que avanzan

La alianza entre el trabajo de las mujeres y los hombres de la región junto con los instrumentos que está desarrollando el Gobierno regional, están permitiendo que Castilla-La Macha avance y haya institutos, colegios, centros de salud, viviendas tuteladas, ayuda a domicilio o residencias donde no los había, según ha subrayado Blanca Fernández.

Y aunque quedan muchos retos por delante, tal y como ha afirmado la consejera, “hay datos esperanzadores, como que en 2020 por primera vez ganamos población en Castilla-La Mancha desde el año 2008 y hoy podemos decir que, en nuestros pueblos, aunque sea un gramo más, hay un gramo más de esperanza, de ilusión y de futuro”.

El acto ha contado con la presencia de la alcaldesa de Belmonte, Lourdes López, la directora del Instituto de la Mujer, Pilar Callado, el presidente de la Diputación de Cuenca, Álvaro Martínez Chana, la delegada de la Junta, Maria Ángeles Martínez junto a sus homólogos provinciales, un nutrido grupo de autoridades políticas y militares, así como representantes de asociaciones de mujeres.

El Digital de Albacete

Diario digital líder en Albacete con toda la información de la capital y provincia
Botón volver arriba