Si hay plazas libres en el Albergue de Albacete, ¿por qué hay personas que duermen en la calle?

TOyota

/Marta López/

El Centro de Atención Integral a Personas Sin Hogar de Albacete tiene por objeto posibilitar alojamiento temporal para situaciones de urgencia social a personas que, ante la ausencia del mismo o la imposibilidad de permanecer en su domicilio por diversos motivos, ya sean económicos, sociales, sanitarios o derivados de la ausencia de familiares, requieran el acceso a otras formas alternativas de convivencia. Así, cabe recordar que este recurso municipal esta ubicado en la calle Alcalde Conangla y operativo de lunes a domingo todos los días del año.

Este Centro de Atención Integral a Personas Sin Hogar, en el que se encuentra el albergue municipal, lleva en funcionamiento cerca de 20 años en Albacete capital. Así, “tradicionalmente hay una ocupación cercana a las 80 personas, que en ocasiones puntuales pueden llegar hasta las 100”, explicaba a El Digital de Albacete la concejal de Atención a las Personas, Juani García. Del mismo modo apuntaba que en invierno, en condiciones normales “se solía atender a entre 50 y 60 personas” y añadía que en esta época marcada por el frío “era muy raro que se llegaran a cubrir todas las plazas puestas a disposición de estas personas”. Sin embargo, la capacidad de este albergue municipal aumentaba de cara al verano y a la llegada de trabajadores y temporeros, “pudiendo rozarse esta cifra”, especificaba

Así, reconocía que “la gente se puede preguntar: Si hay plazas libres, ¿porqué sigue habiendo gente en la calle?”. Al respecto la concejal apuntaba “a la libertad de las personas”, y es que “aunque nos parezca una situación muy triste, cada individuo es libre de tomar la decisión de utilizar o no el albergue municipal o cualquier otro recurso”.

Del mismo modo apuntaba que se trata de un recurso “que es una residencia y en la que hay que cumplir unas ciertas normas”. Subrayaba que una de las normas que deben cumplir las personas que decidan hacer uso de este recurso municipal “es la hora de entrada y salida” de las instalaciones, y añadía que “también está prohibido beber alcohol o tener mascotas, como ocurre en muchas otras residencias”.

Matizaba Juani García que otro de los problemas que complica la atención a estos ciudadanos es que “en un porcentaje muy elevado, las personas sin hogar, son personas que por circunstancias personales han dejado de tener sus redes familiares”. Un hecho que “no quiere decir que no tengan familia, sino que han cortado el contacto con ella por diversos motivos”, especificaba. Además, apuntaba que esta problemática “suele venir derivada de problemas de adicciones o por enfermedades mentales”, pero insiste en que “no hay que generalizar”.

noticias albacete

La llegada de la pandemia de COVID-19

La irrupción del coronavirus también supuso la modificación en la asistencia a las personas sin hogar en el albergue municipal. De este modo manifestaba la responsable de Atención a las Personas del Ayuntamiento de Albacete que “tuvimos que reducir el aforo del albergue municipal y dejarlo al 60% de su capacidad”. Esta reducción ha supuesto que, “según un informe realizado por Prevención de Riesgos, no se pueden superar las 60 personas” en estas instalaciones.

En este sentido sostenía que “hay que garantizar la seguridad en las zonas de convivencia, dormitorios y en los comedores donde se han habilitado dos turnos con el objetivo de guardar la distancia social”. Evitar contagios por COVID-19 y garantizar la seguridad “ha sido nuestra prioridad”, especificaba Juani García, al tiempo que recordaba que “dentro de este albergue residen personas vulnerables, porque muchas de ellas también padecen algún tipo de enfermedad crónica”.

Otra de las medidas que implementaron tras el confinamiento domiciliario vivido durante el primer Estado de Alarma fue “ser más flexibles en relación al horario, siempre que se cumpliera el toque de queda y la normativa establecida”, señalaba la concejal. De este modo indicaba que “les permitimos pasar en las instalaciones más tiempo y tratamos de ofrecerles opciones para formar parte de programas de empleo o desintoxicación”, siempre recordando que su estancia en el Centro de Atención Integral para Personas Sin Hogar es “temporal porque tienen que tratar de buscar una nueva forma de vida”.

‘Filomena’, nieve y -14 grados

En plena tercera ola de COVID-19 llegó a Albacete el temporal ‘Filomena’ con copiosas nevadas y gélidas temperaturas que llegaron a alcanzar los -14 grados. Llegó el frío y apremiaba la necesidad de dar cobertura a todas las personas sin hogar de la capital por lo que “pusimos en marcha más recursos para dar la posibilidad a estas personas de poder vivir a cubierto, dentro de la libertad que tiene cada individuo de elegir o no esta opción”, manifestaba Juani García.

De este modo, matizaba que “se planteó la necesidad de realizar grupos reducidos debido a la pandemia”, y ponía de manifiesto que “hemos convivido con la pandemia y con la emergencia sobrevenida del temporal al mismo tiempo”. Por este motivo se procedió a habilitar “tres espacios en el entorno de Hermanos Falcó que han utilizado cerca de 40 personas”, adelantaba. Incluso se llegó a prepara “el pabellón Jorge Juan para unas 30 plazas como opción por si empeoraba la situación o tenía lugar algún incidente de gravedad”, recordaba.

Además, debido a la borrasca ‘Filomena’ decidieron canalizar a través de la Policía Local de Albacete los avisos relacionados con la atención a este colectivo vulnerable. Explicaba la concejal de Atención a las Personas que “la Policía Local se acercaba hasta el lugar e invitaba, informaba a estas personas de los recursos que tienen a su disposición e incluso las acompañaban hasta las instalaciones”. Durante este trabajo “si tenían algún problema se daba aviso a los Servicios Sociales y el personal se acercaba hasta el punto del aviso para ver y tantear la situación”.

De este modo, destacaba que los avisos por parte de la ciudadanía sobre la situación de estas personas sin hogar se han recibido en su mayoría a través de redes sociales de los servicios municipales. Así, subrayaba que “cuando comenzó a desaparecer la nieve y el hielo incluso han hecho uso de estos recursos personas procedentes de otros municipios de la provincia”.

Durante el paso de ‘Filomena’ por Albacete han llegado a hacer uso de estos recursos “cerca de un centenar se personas” reconocía Juani García, al tiempo que matizaba que “esta cifra ha descendido en los últimos días”. Destacaba la concejal que “nuestro albergue municipal no es solo un albergue, sino que es un punto de atención a personas sin hogar donde hay un equipo formado por trabajadores sociales, un psicólogo, expertos en adicciones, e incluso un jurista”, trabajadores que “intentan por todos los medios ofrecerles a estas personas una nueva oportunidad”.

Subrayaba la concejal que “es muy fácil caer en la crítica y generalizar todo”, pero insistía que “detrás de cada una de estas personas hay historias y situaciones personales diferentes de las que se puede aprender muchísimo”. Al mismo tiempo añadía que “no se trata de cosas, sino que son personas que por su situación vital se han visto en estas circunstancias pero mantienen intactas su dignidad y su capacidad para decidir con libertad”. Concluía recordando que “ninguna de estas personas quería verse en su actual situación y necesitan ayuda dentro de la dignidad y el respeto que se merecen”.

Mapfre

El Digital de Albacete

Diario digital líder en Albacete con toda la información de la capital y provincia
Botón volver arriba