ALBAMOCION



imagen

Las funerarias online sufren un gran aumento de demanda tras un año durísimo

TOyota

/Juan Antonio Fonseca Serrano/

La pandemia del coronavirus ha hecho que cambiemos nuestro punto de vista de la vida, y también de la muerte. Desafortunadamente, ha hecho que esta última esté mucho más presente que en otras épocas. Algo que no solo está afectando a nuestra manera de afrontar el día a día, sino que también ha provocado que más y más personas acudan a las funerarias por el mero hecho de informarse o, tristemente, para contratar sus servicios.

Advertisement

Una situación de lo más especial, que se ha combinado por completo con el boom del terreno digital. Muchas empresas han dado ya el salto a la red a través de la digitalización, cosa que también ha hecho el sector funerario. De hecho, las funerarias online han registrado un año con un incremento de demanda nunca visto antes. Curioso porque, en muchas ocasiones, las solicitudes eran simplemente con el fin de informarse o hacer consultas.

¿Por qué ha crecido el interés por las funerarias online?

Puede parecer una pregunta retórica, pero lo cierto es que es un asunto que esconde una profundidad bastante importante. Empresas como INTERFUNERARIAS (interfunerarias.es) han comprobado de primera mano que no solo aumentaba la afluencia de cuestiones y solicitudes de presupuestos, también aumentaba considerablemente la labor de sus funerarias y los profesionales de todas ellas. Durante los últimos meses, este sector ha tenido mucho que responder y mucho trabajo que hacer.

Algo bastante triste, porque no deja de estar vinculado a la pérdida de seres queridos para muchas familias, como también al miedo generalizado que ha causado la pandemia que estamos viviendo. El futuro está repleto de incertidumbre y muchas personas, con el fin de saber cómo proceder en caso de graves problemas, han optado por informarse a fondo y conocer precios para garantizar las coberturas adecuadas en caso de que algo suceda. La idea de la muerte ha sobrevolado más cabezas que nunca, y durante más tiempo que nunca.

Se podría decir que eso es lo único, pero hay mucho. En cierto modo, se podría decir que se ha desatado la tormenta perfecta para este sector dadas las circunstancias.

La fuerza del modelo digital

Sin duda, el modelo digital es lo que más fuerza ha dado a todo esto. Las empresas han dado el salto a internet para adaptarse a las necesidades de los tiempos modernos. Hoy en día, rara es la persona que no tiene un teléfono con conexión a internet en el bolsillo y sondea cientos de páginas webs a diario. El consumo de información se ha acelerado, y los negocios se han tenido que lanzar a esa vorágine.

Las funerarias online se han expandido mucho en los últimos años a raíz de esto. Algunas completamente nuevas, otras con muchos años de experiencia; pero todas acercándose a los nuevos medios para ofrecer sus servicios a las personas que los necesiten. Una opción que resulta más atractiva para el consumidor, porque no tiene que ir a oficinas a consultar presupuestos, y más en las condiciones en las que se encuentra todo el mundo.

Con el miedo que hay a los contagios, totalmente lógico por otra parte, las personas intentan salir el mínimo posible a las calles. Esto ha hecho que internet tenga más usuarios que nunca circulando en su interior y, al mismo tiempo, esto ha llevado a más visitas a las funerarias que hay en la red. Ofrecen la misma o incluso más profesionalidad que antes, con un abanico de servicios enorme y con una disponibilidad absoluta.

Porque en internet no hay horarios, y puedes entrar a cualquier hora para preguntar por unos servicios o consultar presupuestos. Tanto las individuales como las agrupaciones funerarias online se han percatado de ello. Han tenido que atender a más personas que nunca, aunque es fácil de entender. La oferta digital siempre está ahí, al alcance de nuestros dedos.

La presencia de la muerte

La palabra muerte está sonando mucho más de lo que debería en estos últimos meses. Familias que pierden a sus seres queridos por culpa de la pandemia, o por cualquier otra razón. Hay cierto aire de pesimismo que se ha reforzado a causa del COVID, y eso ha llevado a muchísimas familias y a individuos a preguntarse cómo proceder, a querer dejarlo todo bien atado por si tienen que actuar.

Algo que, de un modo u otro, ha llevado de nuevo a las funerarias que hay en la red. La mayor disponibilidad de estas gracias a internet se ha unido a la mayor intriga por la muerte y por lo que pueden ofrecer estas empresas a familiares y difuntos. Ese conjunto es lo que ha dibujado el panorama que tenemos actualmente, y lo que ha llevado a ese creciente interés por este sector.

Desde luego, 2020 es un año que queda para el olvido. Al menos, se puede decir que hay negocios que se han topado con un panorama algo más positivo para ellos.

Mapfre

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Límite de tiempo se agote. Por favor, recargar el CAPTCHA por favor.