Núñez propone indemnizar a los autónomos, pymes y hosteleros de Castilla-La Mancha que «se han visto obligados a cerrar sus negocios como consecuencia de la pandemia»

TOyota

/El Digital de Albacete/

El presidente del Partido Popular de Castilla-La Mancha, Paco Núñez, ha propuesto indemnizar económicamente a los autónomos, pymes y hosteleros de la región que se han visto obligados a cerrar a causa de la pandemia. “Lo que quieren es trabajar, pero si la Administración se lo impide o limita tiene que indemnizarlos como consecuencia de las pérdidas que genera”, ha incidido.

Así lo ha avanzado Núñez durante su intervención en el pleno monográfico sobre ayudas económicas a autónomos y pymes, propuesto por el Grupo Parlamentario Popular, y donde ha lamentado que «el jefe del Ejecutivo regional, Emiliano García-Page, se haya ausentado de este importante debate para estos sectores de la Comunidad Autónoma».

Para el líder del PP-CLM las medidas del Gobierno de Page “son insuficientes” y “no se van a cumplir”, además “no cuentan con el respaldo del sector”. En este sentido, se ha preguntado que si “tan bien está el sector y tanta suerte tiene” con estas medidas por qué “estamos recibiendo pueblo a pueblo la llamada de miles de autónomos que ven que no pueden llegar a fin de mes” porque no pueden trabajar o no reciben las indemnizaciones necesarias.

Para Núñez, Page plantea una política de autónomos y hostelería del año 2016 o 2017 en un momento “radicalmente distinto”, donde la pandemia “cambia las prioridades de un Gobierno”. “Hoy lo que toca es decidir algo tan sencillo como si queremos rescatar a autónomos, pymes y hostelería, esa es la pregunta a la que tiene que responder el PSOE”, ha dicho.

El jefe de la oposición ha preguntado si el PSOE quiere ayudar al ocio infantil, a los agentes comerciales, a los autónomos del mundo sanitario, a los profesionales liberales, a los agricultores y ganaderos, al pequeño comercio, a la peluquería y estética, a la venta ambulante, a los feriantes, al mundo de la distribución, a la hostelería, al turismo, a los guías turísticos, a las agencias de viajes, a las empresas de souvenirs y a todo ese tejido productivo que suma 150.000 autónomos y 128.000 pymes y micropymes en Castilla-La Mancha.

Y, si el PSOE está dispuesto a rescatar a estos sectores, Núñez ha propuesto, entre otras medidas, bajar los impuestos de Patrimonio, Actos Jurídicos o Sucesiones y Donaciones; bajar el IRPF en su tramo autonómico; reducir las tasas a las empresas con carácter general; establecer exenciones o bonificaciones de hasta el 99% en ciertos tributos; negociar y compensar a los ayuntamientos una cantidad económica para suprimir tasas como la basura o las terrazas; instar al Gobierno de España a bajar el IVA para la hostelería, el turismo o las peluquerías; trabajar en bonificar los intereses de los préstamos ICO; apostar por ayudas directas para sufragar el coste de los avales o conceder subvenciones para ayudar directamente a los negocios que más lo necesitan para el pago de gastos básicos.

Además de ampliar el concepto de autónomo que puede ser objeto de una ayuda; trabajar para incluir a todos los autónomos en el paquete de ayudas; dar una segunda oportunidad y combatir la morosidad; extender los ERTES hasta el verano, como mínimo; prolongar el plazo para la prestación por cese de actividad; flexibilizar los requisitos para acceder a una prestación; otorgar ayudas directas en concepto de indemnización por cese o cierre de negocio o poner en marcha un fondo de cooperación especial para ayudar a personas y empresas especialmente afectadas.

También, ha añadido Núñez, no subir o crear nuevos impuestos; incluir al autónomo, a la pyme o a la hostelería en los Planes Europeos; trabajar en la bajada del IVA al 4% en la hostelería; elaborar un Plan Estratégico de Gastronomía de la mano del sector o establecer ayudas que permitan pagar un porcentaje de la diferencia entre los ingresos por ventas del año 2020 con respecto al año 2019. “Hay que escuchar sus demandas y ponerlas en marcha”, ha aseverado, ofreciendo a Page un Plan de Rescate a la Hostelería, ya que cientos de empresas de la región están “al borde de la quiebra” y miles de empleos “en riesgo”.

Así se ha referido Núñez a pymes, autónomos y hosteleros, haciéndolo “como uno más”, ya que, según ha afirmado, “a la hostelería debo gran parte de lo que hoy puedo ser”, por eso “mi compromiso, sentimiento, trabajo y esfuerzo está con los hosteleros de Castilla-La Mancha que tan mal lo están pasando en este momento”.

El presidente del PP-CLM ha recordado que ayer Page anunciaba 65 millones de euros que se destinarían a estos sectores, pero “no sabemos cuándo y cómo” lo hará. En este sentido, Núñez ha aseverado que este anuncio es “insuficiente”, ya que alcanzaría los 240 euros por autónomo, algo que “no da ni para pagar el cupón”, ya que la región cuenta con 128.000 empresas, de las que 127.000 son pymes, y 149.000 autónomos.

Núñez ha lamentado que este pleno “llega tarde”, ya que el PP-CLM lo pidió antes de navidad para aprobar un paquete de ayudas económicas a estos sectores y se ha convocado un 14 de enero, algo que se explica porque Page “se fue de vacaciones y Bellido no quiso convocar el pleno para no molestarle”. “Para los hosteleros, autónomos y pymes no ha habido vacaciones, ha habido preocupaciones”, ha afirmado.

Para Page, el único Plan de Ayuda a la hostelería fue ofrecer “unas mantas” para que la gente se tapara en las terrazas, algo que Núñez ha calificado de “insulto” para los que “nos sentimos hosteleros de corazón”.

El líder de la oposición ha dicho “alto y claro” que España es el único país que no está concediendo ayudas de rescate a estos sectores. Por ello, ha apostado por rescatar a quienes peor lo están pasando, ya que los gobiernos socialistas de Page y Sánchez están dando “0 ayudas y 0 rescates” y hacen falta 8.500 millones para salvar la hostelería en España, 500 de ellos en Castilla-La Mancha.

Núñez ha añadido que el PSOE ofrece créditos, promesas y anuncios, pero no ayudas directas y finalistas, por lo que ha incidido en que el rescate a estos sectores “es vital”. En este sentido, ha recordado que en agosto propuso a Page un Plan de Rescate a la hostelería, el cual “desoyó”; al igual que en septiembre, cuando el PSOE “salió diciendo que era una ocurrencia”, algo que también dijeron los portavoces socialistas cuando, en diciembre, Núñez propuso un paquete de 14 medidas para apoyar la hostelería.

Igualmente, el Grupo Parlamentario Popular ha propuesto durante el año 2020 un total de cinco resoluciones para ayudar a paliar la crisis económica en las empresas, ayudar a la recuperación de la hostelería, ayudar a la conciliación de la vida familiar y laboral, prorrogar los ERTES o para apoyar a los autónomos. Así como siete Proposiciones No de Ley para ayudar a que los autónomos tengan liquidez durante la pandemia, apoyar a los autónomos afectados por la pandemia, pedir una tarifa plana para autónomos y jóvenes, para ayudar a la recuperación económica del empleo local, para bajar los impuestos, ampliar los ERTES o para reactivar el turismo y la hostelería.

“Y, el rodillo del PSOE, ha servido para tumbar todas las propuestas que el PP pacta con la sociedad civil”, ha concluido.

Mapfre

El Digital de Albacete

Diario digital líder en Albacete con toda la información de la capital y provincia
Botón volver arriba