ALBAMOCION



noticias albacete

Su pasión por escribir salvó a este camionero de Caudete atrapado en Reino Unido

TOyota

/Modesto Colorado/

A un grado sobre cero, varado en una pista de un aeropuerto. Así pasó la Nochebuena Manuel Huesca, un transportista caudetano de 42 años. Un suplicio compartido por miles de camioneros que han tenido que hacer cola durante varios días para volver a su casa en estas fiestas tan señaladas.

Advertisement

Debido al anuncio del Gobierno británico de severas restricciones en el Reino Unido por una nueva cepa más infecciosa del coronavirus, se produjo hace unos días el cierre temporal del Canal de la Mancha en dirección a Francia.

noticias albacete

Algo que terminó de arruinar las fiestas navideñas de unos cuantos miles de españoles. Se trata de los camioneros, que ni siquiera pudieron sentarse a la mesa en Nochebuena con sus seres queridos, y en cambio la pasaron con frío y en la soledad de su cabina.

noticias albacete

Más de 5.000 transportistas de distintas nacionalidades, muchos de ellos españoles, se quedaron atrapados tras la decisión de Francia de cerrar su frontera con Inglaterra por culpa de la nueva variante del virus. Entre ellos se encontraba Manuel Huesca, que pasó seis días bloqueado en el aeropuerto de Manston. “Era un escenario bastante desolador. Sentí mucho anhelo por volver a casa porque estaba muy lejos, lo único que me animaba era hablar con mis padres y mi familia, con los que he tenido contacto y a los que he sentido cerca en todo momento, algo que me hizo llevar mejor la situación. Estoy también muy agradecido a mi jefe Antonio Fuentes que se ha portado muy bien”, confiesa Huesca.

Asegura que lo que más ha echado en falta estos días fueron unas duchas para el aseo personal. Comida no les ha faltado, ya que había puestos de hamburguesas, aunque no podían estar comiendo eso a todas horas durante tantos días. Gracias al apoyo recibido de algunas ONG’s y de decenas de voluntarios británicos que se volcaron de forma desinteresada con los camioneros abasteciéndoles de alimentos y bienes de primera necesidad, la situación se hizo algo más llevadera. “El sentimiento de estar bloqueado junto a más de 5.000 compañeros con su camiones rodeados por vallas y policías, las caras de desesperación, de tristeza, y verme en una cola pidiendo comida han sido una sensaciones muy fuertes que nunca podré olvidar”, recalca.

Manuel Huesca se considera una persona mentalmente muy fuerte, cualidad que le ayudó a mantenerse sereno y firme y que le llevó incluso a ayudar a muchos de su compañeros en este difícil trance. “He vivido situaciones escalofriantes estos días. La gente se ponía muy nerviosa. Querían romper las vallas y hasta cortaron una carretera que había al lado del aeropuerto. Por mi parte, he estado tranquilo gracias a la meditación que me ha ayudado muchísimo”, reconoce.

noticias albacete

El paso a través del túnel de la Mancha se realizó de forma progresiva, pero muy lentamente durante varios días debido al gran número de conductores afectados que necesitaban atravesar la frontera. “Estuve casi seis días metido en el camión para salir de allí. El día de Nochebuena me levanté muy temprano para salir, pero íbamos adelantando muy despacio y no podíamos parar, por lo que no pude ni cenar”, recuerda.

noticias albacete

El sector del transporte de mercancías en España ha trabajado durante toda la pandemia para abastecer de productos necesarios a cualquier lugar del mundo. Manuel Huesca pone de relieve que “los camioneros no nos merecemos lo que ha pasado. Las únicas pautas que nos iban dando eran por parte de nuestras empresas, pero el Gobierno Español no se ha puesto en contacto con nosotros para nada”, lamenta el caudetano.

Solo existen dos formas para poder regresar de allí, por el Eurotúnel o por ferry, pero para poder salir, en esta ocasión, además era necesario que los camioneros contaran con una prueba negativa de Covid-19, lo que provocó el colapso. “Hasta que no te hacías la prueba PCR no te daban paso, así que íbamos saliendo muy poco a poco mientras otros iban entrando”, narra.

noticias albacete

Poeta Autodidacta

Ha pasado parte del tiempo de este bloqueo escribiendo y leyendo, sus grandes pasiones. Y es que Manuel Huesca, despertó la afición por la poesía desde muy pequeño. “Me encantaba escribir en mi época del colegio, pero se metían mucho conmigo. Fui un niño bastante incomprendido y mis compañeros me llamaban homosexual y cosas así, por lo que acabé dejándolo”, refleja.

“Sabía que tenía algo de mí, pero no sabía el qué y a raíz de la separación y de la soledad  me encontré a mí mismo. Yo no creo en las casualidades, creo que todo pasa por algo, y precisamente he llevado bien la situación por todo esto”, sostiene Manuel. Fue a raíz de su separación hace dos años, cuando entrando a la plataforma de Azuqueca de Henares, escuchó en la radio una frase del actor Antonio Banderas que decía “todos llevamos la maleta del dolor en la vida”, una frase que le impactó tanto, que decidió volver a escribir.

“En ese momento llevaba unos cuatro meses separado y esa frase fue como una gran revelación. Enseguida comencé a llenar libretas por las carreteras europeas, entre descanso y descanso del camión, con mis pensamientos sobre tiempos futuros. Escritos sobre desplegar las alas al mundo, salir fuera, abrir la mente, aprender, y enseñar mi felicidad a los demás. Curiosamente todo lo que escribí se ha ido cumpliendo”, nos explica Manuel.

Cuando llevaba muchas libretas escritas decidió darle forma y publicar así su primer libro de poemas: ‘Desde el silencio de mi voz’, en el que recoge los escritos personales y sentimientos inspirados por sus vivencias a lo largo de su vida. “Me gusta fijarme en las cosas pequeñas, cosas en las que la gente nunca se fija, porque van muy deprisa”; plasmándolo en sus escritos.

noticias albacete

El pueblo de Caudete ha sido testigo de sus primeras incursiones en el mágico mundo de la poesía y por ello está muy agradecido. Este primer libro se publicó en la editorial alemana ‘Bod’ y la mitad de los beneficios de la venta han ido a ANALUCA, la Asociación Caudetana de Lucha contra el Cáncer. “Como la vida me ha dado el magnífico don de escribir, tengo la necesidad de compartirlo con los demás. Elegí esta asociación porque me parece impresionante la labor que están haciendo”, sostiene.

La publicación de este libro le ha dado alas para empezar a preparar el próximo, en el que veremos la evolución literaria que ha tenido con una poesía más pulida. “De esta noria de palabras donde me he sumergido ya es difícil que me baje alguna vez. Me he dado cuenta de que me encuentro a gusto escribiendo y de que mi mundo es este, el de transmitir mis sentimientos, mis vivencias y mis pasiones a través de la palabra”, asegura con un tono de ilusión en la voz.

El autor ya está escribiendo lo que será su segundo libro, que en esta ocasión recaudará la mitad de los beneficios para la asociación de niños con autismo, y que llevará por título ‘El hombre que nunca nació’. “Mi hermano murió en el vientre de mi madre y gracias a eso yo pude nacer. Creo que él está detrás de todo esto y es la fuerza que me hace escribir, por eso en su honor he elegido este título”, detalla.

Manuel Huesca ha tenido un feliz regreso a Caudete. Una entrañable vuelta a casa en la que por fin ha podido reunirse con sus seres queridos para pasar el resto de las fiestas navideñas como se merece, “las mejores de su vida”; refleja. Ojalá pueda olvidar pronto la pesadilla que ha tenido que vivir estos días.

noticias albacete

Una vez en su destino, el escritor ha querido sacar lápiz y papel, para regalarnos en forma de poema todo el torrente de palabras que ha ido conteniendo en este extraño último viaje, bajo el título ‘Aeropuerto en Manston:

“Delgados esqueletos sin hálito

Atenúan el sol sobre Manston

Aeropuerto confinado y despiadado

Levantar quiere mi vuelo y no puedo

Ocultando el cielo abierto

Lloran las flores bifurcando más todavía cada lágrima

En formación revestidos de poesía huyendo de toda existencia ya desvanecida

Y cual fulgor opaco de mis vigilias violetas

Me deslizan preso hacia mi sepulcro abierto

A media noche, cuando todo es silencio,

Bajo el azul líquido de la noche,

Pasan despacio cantando y no paran las voces de nuestros hijos,

Y el miedo entre enigmas a solas, enclaustras cristalinas plateadas mis pupilas,

Exclamando mi voz.

¡Volad alto, niños, volad, no paréis, no miréis atrás, que todo es una trampa!”

Mapfre

Sobre El Digital de Albacete

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Límite de tiempo se agote. Por favor, recargar el CAPTCHA por favor.