Poesía contra los orines de perro en este portal de Albacete

TOyota

/Redacción/

Dicho edificio de viviendas está ubicado en la calle Torres Quevedo y alguien ha decidido intentar paliar los orines en él a través de la poesía una vez ha completado su hartazgo.

“Si como amo/a no se mea y ejemplo hay que dar: no dejes a tu perro/a en la fachada mear”, indica el inclusivo cartel, que concluye con un “gracias” esperando que surta efecto en quienes pasean con sus mascotas por la citada calle albaceteña.

Lo curioso es que junto al cartel original hay otro que hace como anexo y en el que no sabemos si la misma persona o no, critica de manera manuscrita la falta de “ejemplo” por parte de “algunos”.

Cabe recordar que como indicó el alcalde de nuestra ciudad el pasado 17 de enero, la obligatoriedad de diluir con agua y vinagre los orines de los perros será una realidad muy pronto en Albacete, en torno al 1 de febrero, con la entrada en vigor de la modificación de la ordenanza cívica al respecto, que contempla sanciones de hasta 1.500 euros para aquellos dueños de perros que no diluyan los orines de los mismos en la vía pública.

De este modo, será obligatorio limpiar las micciones de los perros, y demás animales de compañía con agua acidificada, es decir, agua mezclada con vinagre

El Pleno del Ayuntamiento de Albacete acordó por unanimidad de todos los grupos políticos introducir una modificación en la Ordenanza Reguladora de los Espacios Públicos para Fomentar la Convivencia Ciudadana, más conocida como la Ordenanza Cívica, en este sentido.

En concreto, se ha modificado el artículo 13.7 relativo a las normas de conducta de la limpieza en los espacios públicos. Dicho artículo queda redactado de la siguiente manera:

“No está permitido que las mascotas y animales de compañía, en particular perros, realicen sus necesidades en los espacios públicos fuera de los recintos habilitados para ello y, en el caso de que no puedan evitarse la deposición, el propietario, poseedor o tenedor del animal procederá a retirar los excrementos, incluso en los recintos de perros.

Se prohíbe expresamente que orinen en las fachadas de los edificios, en los recintos de juegos infantiles y en el resto del mobiliario urbano y en caso de orinar en zonas públicas pavimentadas el tenedor debe verter sobre la micción agua acidificada para limpiar y desinfectar la zona y evitar los malos olores”

La sanción prevista para quien no cumple con esta obligación es de una multa de entre 121 a 1.500 euros, al ser considerada una infracción grave.

Mapfre

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Límite de tiempo se agote. Por favor, recargar el CAPTCHA por favor.