Castilla-La Mancha celebra las IV Jornadas sobre la Dislexia

TOyota

/Redacción/

La consejera de Educación, Cultura y Deportes, Rosa Ana Rodríguez, ha señalado que las IV jornadas regionales sobre la Dislexia “van a servir para profundizar tanto en el conocimiento científico como pedagógico sobre esta dificultad en el lenguaje”. Rodríguez ha realizado estas manifestaciones durante la inauguración de estas jornadas que, bajo el título de ‘Mi alumna la Dislexia’, se celebran entre hoy y mañana en la Consejería y que han sido organizadas por el Centro Regional de Formación del Profesorado en colaboración con la Asociación ‘Distolexia’ de Toledo. En las mismas participan más de 200 docentes, orientadores, alumnos y familiares de este ámbito.

albaluz

En esta inauguración también han participado el director del Centro Regional de Formación del Profesorado, José Antonio Bravo; la presidenta de la Asociación ‘Distolexia’, María del Pilar Puente; la directora general de Humanización y Atención sociosanitaria de la Consejería de Sanidad, María Teresa Marín; la diputada delegada de Sanidad y Bienestar Social de la Diputación Provincial de Toledo, María José Gallego, así como los presidentes de la Asociación Nacional Dislexia y Familia, Iñaki Muñoz, y de la Federación de Asociaciones de Dislexia de Castilla-La Mancha, Marisa Conde.

La consejera, que ha querido remarcar que estas jornadas es una buena forma de celebrar en la Consejería el Día de la Enseñanza, ha señalado que “la dislexia es una dificultad en el lenguaje no una enfermedad; es una barrera que entre todos debemos aprender a saltar”.

En este sentido citó a personajes tan famosos como Rodin, Agatha Christi, Andy Warhol, Kennedy, John Lennon, Stephen Hawking, Harrison Ford, Rockefeller o Spielberg, entre otros, “que tienen una cosa en común: Que eran o son disléxicos o disléxicas y todos ellos pudieron o están pudiendo llevar a cabo su proyecto vital dejando una impronta en la sociedad”.

Rodríguez ha indicado que el objetivo de todos, desde los profesionales sanitarios y educativos a las familias y las administraciones “es trabajar juntos para investigar y aprender a conocer más la dislexia para poder avanzar”.

La titular de Educación de Castilla-La Mancha ha añadido que “tenemos la obligación de tender la mano a los niños y niñas disléxicos y propiciar tanto los recursos humanos, materiales como ambientales para que puedan superar sus dificultades”.

Igualmente, la titular de Educación, Cultura y Deportes quiso agradecer al Centro Regional del Profesorado y a la Asociación Distolexia su colaboración para que estas jornadas hayan sido posibles.

Jornadas

En estas jornadas se prestará especial atención a la detección temprana que permite la intervención a tiempo y mejora sustancialmente sus resultados, así como a la importancia de llevar a cabo un cambio metodológico y en la evaluación de este alumnado, puesto que a través de estos cambios su acceso a los aprendizajes puede mejorar sustancialmente y favorecer su éxito educativo, evitando así el fracaso escolar. Estos cambios se tienen que llevar a cabo en todos los niveles educativos desde Educación Infantil hasta la Universidad.

Se desarrollarán un total de siete ponencias y una mesa redonda en las que participarán neuropediatras, catedráticos de Psicología Evolutiva y de la Educación, psicopedagogos, profesores de Derecho y de Psicología, orientadores, etc.

La dislexia es un trastorno del aprendizaje en la lectura y la escritura de carácter permanente y específico, que se da en niños que no presentan ningún inconveniente físico, psíquico, ni sociocultural. También se presenta con dificultades muy frecuentes en la comprensión de textos escritos, en el aprendizaje de las matemáticas, memorizar secuencias, seguir instrucciones, etc. Dichas dificultades pueden ser motivo de abandono y fracaso educativo. Su origen parece derivar de una alteración genética que impide que se produzcan adecuadamente las conexiones entre neuronas de ciertas partes del cerebro y que afecta de una forma que difiere mucho de una persona a otra.

Cabe destacar que, actualmente, solo están diagnosticados el cinco por ciento de aquellos que tienen dislexia y se estima que los que todavía no están diagnosticados por unas causas u otras pueden rondar aproximadamente en el 15 por ciento de la población.

 

Mapfre

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Límite de tiempo se agote. Por favor, recargar el CAPTCHA por favor.