El Gobierno de Castilla-La Mancha pone sus esperanzas en la población más joven para alcanzar una sociedad libre de violencia de género

toyota 2

/Redacción/

La consejera de Igualdad y Portavoz, Blanca Fernández, ha inaugurado esta mañana en Toledo el encuentro ‘Adolescentes actuando contra la violencia de género’, donde ha afirmado que “en el Gobierno de Castilla-La Mancha si tenemos un objetivo claro es la población juvenil, porque son las chicas y chicos de hoy quienes serán las personas adultas del futuro y en quienes tenemos puestas todas las esperanzas para alcanzar una sociedad libre de violencia de género”.

albaluz

Así lo ha dicho en este encuentro que se enmarca en el proyecto ‘Libres’, impulsado por el Instituto de la Mujer y desarrollado por la asociación Punto Omega, en el que participan en torno a 350 personas entre alumnado, personal de los institutos y técnicas de los centros de la mujer. Este proyecto se está desarrollando en 25 localidades castellano-manchegas y cuenta con la participación de 35 centros de educación secundaria.

Gracias al mismo, alumnas y alumnos de 3º y 4º de ESO han recibido cinco horas de formación como Agentes para la Prevención de la Violencia de Género en las áreas de la igualdad, violencia de género, ciberacoso, aplicaciones móviles para identificar esta violencia y habilidades básicas de comunicación. El objetivo es que sean capaces de detectar relaciones tóxicas entre su grupo de iguales y, en colaboración con los departamentos de orientación y los centros de la mujer, colaborar en el abordaje.

Uno de los aspectos más atractivos de este proyecto es que, además de esta misión de identificación de estas situaciones, cada centro lo desarrolla de manera diferente, lo que ha permitido en algunos casos abrir un punto violeta que sirve para que el alumnado evalúe si hay discriminación, formar a iguales en el uso de apps para detectar la violencia de género, colaborar con los ayuntamientos, e incluso formar a la plantilla docente.

“Queremos seguir formando a la plantilla docente, es muy importante hacerlo, pero que sea el alumnado quien lo haga, como puede pasar con el proyecto ‘Libres’, es muy interesante. Además, tener en clase un agente de igualdad o más, o que sea toda la clase, es motivo para la esperanza y la ilusión y esta es una actividad que a mi consejera de Igualdad me ilusiona”, ha añadido.

Buenas prácticas

Este encuentro ha servido para poner en común buenas prácticas en materia de prevención de violencia de género, con el valor añadido de que los protagonistas han sido los propios chicos y chicas para que sirvan de inspiración y al tiempo, se sientan partícipes de un fin más amplio.

Las experiencias que se han presentado se han desarrollado en las localidades ciudadrealeñas de Campo de Criptana, Almadén y Villanueva de los Infantes, en el municipio toledano de Seseña y también se podrá conocer la experiencia invitada de un instituto de Móstoles.

Mapfre

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Límite de tiempo se agote. Por favor, recargar el CAPTCHA por favor.