Sarah ya tiene su silla de ruedas

toyota 2

/Marta López/

Después de casi un año de pruebas, Sarah ya tiene su silla de ruedas. Esta niña albaceteña padece una enfermedad rara llamada Atrofia Muscular Espinal que destruye progresivamente las células motoras, y para la que aún hoy no existe cura. Los niños con esta enfermedad ven afectada su respiración, la glución y la movilidad; y en los peores casos, los niños con el tipo 1, como Sarah, la esperanza de vida es de dos años.

albaluz

Esta nueva silla permitirá a la pequeña moverse y desplazarse con mayor facilidad, otorgándole una mayor independencia. Y es que hasta el momento Sarah se desplazaba “en un carrito de bebé normal con asientos adaptados” explica la madre de la pequeña albaceteña, Laila, añadiendo que “no podía moverse por sí sola”.

La Fundación Juan Perán-Pikolinos ha sido la encargada de gestionar esta silla pediátrica para la niña albaceteña, gracias a la intermediación “de otro chico que seguía la evolución de Sarah”, indica la madre de la pequeña. Así, esta nueva silla se ha podido financiar gracias a la recaudación del mercadillo solidario que realizó este verano el Grupo Pikolinos.

“Le ha dado mucha independencia, sobre todo en casa”, manifiesta la madre de Sarah, y es que, esta silla de ruedas permitirá mejorar la calidad de vida de esta pequeña niña de Albacete. Pese a los pasitos que va dando en su evolución, Sarah aún tiene problemas a nivel “alimentario, respiratorio y motor” comenta su madre.

La familia de Sarah trabaja sin descanso para concienciar y conseguir una cura para ella y para otros muchos niños que se encuentran en la misma situación. Porque, con el tiempo esta pequeña albaceteña necesitará nuevos materiales y tratamientos costosos que habrá que sufragar.

Mapfre

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Límite de tiempo se agote. Por favor, recargar el CAPTCHA por favor.