Home » Albacete » La historia de superación de una albaceteña que quiere cambiar el mundo

La historia de superación de una albaceteña que quiere cambiar el mundo

TOyota

/Marta López/Fotos:Elena Paz/

Una historia de superación constante y de valentía, es la de la albaceteña Ada Quintana, a quien la dislexia, los trastornos del aprendizaje y la espina bífida no le han impedido cumplir sus sueños y luchar por un mundo mejor. Y es que, además de estar estudiando en Alicante el Grado Universitario de Ciencias del Mar, es una firme candidata a Miss Universo España 2019.

albaluz

La empresa encargada de la organización de este certamen de belleza lo tiene claro y apuesta por la búsqueda de “una chica que además de belleza, tenga un propósito”, confiesa Ada Quintana. De este modo, la albaceteña, muy concienciada con la ecología y la lucha por el cuidado del medio ambiente, quiere utilizar esta plataforma con visibilidad mundial para “mandar un mensaje claro: “nos queda poco para un punto de no retorno”.

Tal es la lucha de Ada Quintana por la sostenibilidad, que recientemente ha sido premiada por un innovador proyecto basado en la economía circular. Bautizado como ‘By Net’, el estudio de la albaceteña tiene como objetivo reducir la pesca fantasma provocada por el abandono o la pérdida de redes de pesca, dando así una nueva vida a esas redes, al convertirlas en objetos de uso cotidiano como cestas o bolsas reutilizables. De este modo, apuesta por la reducción de la contaminación producida por las bolsas de plástico y derivados.

La economía sostenible es lo que le hace falta al planeta”, sentencia Quintana, para quien su proyecto demuestra que “sí es posible una economía eficaz, utilizando materiales reciclados y haciéndolos reutilizables”. Así, apuesta por el abandono del consumo “rápido y de un solo uso” al que la sociedad parece haberse acostumbrado. El mundo de la moda es uno de los sectores más contaminados por la idea de lo efímero, por lo que la albaceteña muestra su apoyo y respaldo a la “marca España”, en la que se engloban “productos que se hacen artesanalmente, tienen mayor calidad y son más sostenibles con el medio ambiente”.

De este modo, explica que “la prenda dura más” y que pese a que en un inicio puede tener un coste más elevado, al final sale rentable tanto para la economía personal como para el medio ambiente porque “consumes una vez para mucho tiempo”. Además, pone también como ejemplo de economía circular, la exclusividad que también pueden tener prendas reutilizadas o de segunda mano, dándoles un nuevo aire si “se pintan o rediseñan”. Así, se le da a esta ropa, descartada de nuestro armario, una “segunda vida sin la necesidad de invertir en materia prima”.

Natural de Albacete, y con la playa a kilómetros de distancia de su tierra, Ada Quintana decidió estudiar Ciencias del Mar, tras descartar formarse como piloto de combate, porque le aportaba “las herramientas y conocimientos necesarios para poder darle una solución a un problema del que era consciente desde pequeña”: el cuidado del planeta.

La belleza de lo diferente

La albaceteña ha logrado unir sus dos pasiones, la lucha por el medio ambiente y la moda. Un reto que no ha sido nada fácil debido a las enfermedades que padece. Pese a todo, no para de cosechar éxitos en ambos campos, ya que además de haber logrado el primer premio de Economía Azul de la Universidad de Alicante ha sido una de las “ocho primeras seleccionadas en el casting de Miss Universo España 2019”, que está previsto que se celebre a finales del mes de septiembre.

Tengo esquemas cognitivos diferentes”, explica que debido a esto, no ve el mundo igual que el resto de las personas. Así, mientras que la mayoría tenemos un pensamiento lineal “de pasa de A y tú llegas a B”, confiesa que ella “antes de llegar a B, paso por el resto del abecedario hasta llegar a ese punto”. Un trastorno del aprendizaje al que hay que sumar dislexia y discalculia, pero pese a lo “frustrantes” que pueden ser, Ada Quinta manifiesta que “no me rindo nunca, soy perseverante y tenaz, porque este problema me ha forzado a serlo”. Una luchadora que subraya que “a veces el doble de esfuerzo también trae buenos resultados”.

“También nací con espina bífida”, explicando que “las vértebras finales de mi columna están abiertas, y mi médula espinal, en lugar de terminar en punta, acaba en dos”. Un problema del que fue intervenida quirúrgicamente para proteger la zona y evitar graves daños en su salud. Pese a que intenta que no le afecte en su día a día, apunta a que los “tacones son un verdadero infierno”, y es que agudizan los dolores de espalda que en ocasiones padece.

Las grandes firmas de ropa y las pasarelas de todo el mundo se han llenado en los últimos años de modelos atípicas, en las que sus diferencias son la esencia de su belleza única. De este modo, Ada Quintana también apuesta por la inclusión en el mundo de la moda, y es que “a nivel emocional” se identifica con las modelos que no siguen un canon de belleza establecido y apuestan por lo diferente, asegurando que sabe “lo que realmente cuesta poder tener la inclusión en algunos puntos de tu vida”. 

 

La albaceteña también alza la voz para ayudar a los niños y niñas que como ella se hayan sentido “unos bichos raros”, pidiéndoles que “no se frustren, porque aunque todo parezca súper difícil todo pasa”. Así, señala que existe “un gran desconocimiento o educación” en la infancia sobre este tipo de problemas, lo que “a veces te hace sentir todavía más diferente”. Por ello insta a todos estos niños a que “si tienen que luchar el doble, lo hagan, porque son totalmente capaces, aunque les cueste un poquito más”.

Apasionada de los animales, la poesía, la pintura y la cultura asiática, también está inmersa en la composición de su propia novela. Y es que, Ada Quintana además de una caja de sorpresas, es un verdadero ejemplo de como con perseverancia se pueden cumplir los sueños. “Las diferencias son realmente lo que da biodiversidad al planeta, y es lo que lo hace bello; y nosotros formamos parte de este planeta, lo que nos hace igualmente bellos”, concluye la albaceteña.

Mapfre

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Límite de tiempo se agote. Por favor, recargar el CAPTCHA por favor.