Condenado a 16 años de cárcel por intentar matar a un hombre a palos y por asfixia además de robarle en una nave industrial en la Carretera de las Peñas

toyota 2

La Sección Segunda de la Audiencia Provincial de Albacete ha condenado a un hombre como autor responsable de un delito de asesinato, en grado de tentativa, y de un delito de robo con violencia, a las penas respectivamente de 12 años de prisión y la prohibición de aproximación a la víctima a su domicilio, lugar de trabajo o cualquier otro en que se encuentre o frecuente a una distancia inferior a 500 metros y comunicarse con él por cualquier medio durante 10 años; y por el segundo delito a 4 años de prisión y la prohibición de aproximación a la víctima a su domicilio, lugar de trabajo o cualquier otro en que se encuentre o frecuente a una distancia inferior a 500 metros y comunicarse con él por cualquier medio durante un periodo de 6 años.

Además, en el orden civil la Sala ha estimado que deberá de indemnizar a la víctima en 1.125 euros por los días de sanidad, 1.000 euros por lesiones y 40 euros por el dinero sustraído.

Hechos probados

La sentencia de la Sala a la que ha tenido acceso El Digital de Albacete determina en sus hechos probados que el ahora condenado, sobre las 18.30 horas del 27 de enero de 2016, nacido en Mali en situación irregular en España, en una nave industrial en la Carretera de las Peñas del término municipal de Albacete, “residía junto a otras personas sin recursos, entre ellas a uno le pidió dinero para comprar tabaco, a lo que éste se negó”. Ante la referida negativa, explica el escrito de la Sala, “el procesado le golpeó brutalmente con un palo de madera en la cabeza, en tres ocasiones, cayendo al suelo en estado de semiinconsciencia, donde continuó la agresión propinándole diversos puñetazos y patadas en el cuerpo, al tiempo que le pedía que le dijese dónde tenía el dinero. Acto seguido el procesado le quitó al agredido los pantalones y los 40 euros que llevaba en su interior, lo ató de pies y manos con un cordón de las zapatillas e intentó asfixiarlo utilizando la camiseta que este llevaba puesta y que previamente le había quitado, arrojándole finalmente un cubo de agua sucia por la cabeza”.

albaluz

El procesado no consiguió su propósito de causar la muerte del agredido al ser sorprendido por otros moradores de la citada nave, “que acudieron al lugar ante los gritos de la víctima, a la que desataron y auxiliaron, por lo que aquel huyó del lugar, saltando un muro, con el dinero que le había logrado sustraer”, concluye la sentencia.

A consecuencia de estos hechos la víctima sufrió un traumatismo craneoencefálico con múltiples heridas y hematomas por el cuerpo quedándole diferentes secuelas. Según el informe médico forense, los traumatismos producidos con un objeto contundente a nivel craneoencefálico, “supusieron un riesgo para la vida del lesionado, pudiendo además haber producido la muerte del mismo por asfixia o incluso hipotermia”.

Fundamentos

Los hechos declarados probados en la sentencia, detalla la Sala, “lo son por el propio reconocimiento del acusado de que tenía intención de matar a la víctima para que le diera dinero así como por el testimonio de la víctima, que habla de un primer golpe con el palo recibido por la espalda y de que consiguió arrebatarle en el estado de semiinconsciencia en que quedó los 40 euros que llevaba”.

Mapfre

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Límite de tiempo se agote. Por favor, recargar el CAPTCHA por favor.