El premio ‘Encina de plata’ da sus frutos en Albacete

'La proeza de los insignificantes'

TOyota

El escritor rodense Eduardo Moreno Alarcón presentó hace unos días su nuevo trabajo ‘La proeza de los insignificantes’, una novela costumbrista con tintes de fantasía y metaliteratura, que culmina en un delicioso cocktail de emociones. Un lanzamiento que viene avalado por el prestigioso premio ‘Encina de plata’.

La novela se centra en los pequeños detalles de la vida, esos que, aunque parezcan los más insignificantes y sencillos, en el fondo son los que verdaderamente importan. Cuenta una historia envuelta en un halo de misterio: la caída de una bola luminosa sobre un pueblo. Un suceso que pondrá a prueba el curso de las vidas de los protagonistas. Desde ese momento será difícil que sigan siendo las mismas.

noticias albacete

“Divertida, emotiva y con un punto reflexivo y crítico”. Así describe el autor su quinta novela, que ha situado, por su ambientación costumbrista, en Tronchón, un pueblo situado en la comarca del Maestrazgo turolense. Una bonita y pequeña localidad, conocida por su buen queso, en la que habitan actualmente 68 personas. Cuando tuvo claro el lugar, el autor realizó varios viajes a la comarca para investigar sobre el terreno. “Me pareció un pueblo maravilloso para ambientar la novela. Tuve la ocasión de recorrer sus calles, comer en un restaurante e incluso conocer a algunos de sus habitantes. Una experiencia inspiradora, ya que algunos de los personajes que aparecen son reales y otros están inspirados en gente del pueblo, por lo que tiene esa mezcla de ficción y realidad que la hace más atractiva”, refleja.

En la novela hay una figura principal. Un personaje que en determinados momentos se desdibuja, quedándose en un segundo plano para que cobren protagonismo los insignificantes, que a pesar de ser más humildes y sencillos, se convierten en los verdaderos protagonistas de la historia, creando unos momentos muy divertidos. “Me lo pasé muy bien escribiendo y ahora creo que los lectores se van a divertir mucho también. De momento la acogida ha sido muy buena y las críticas muy alentadoras. Hay dos cosas que para mí son maravillosas. Una, que me dicen que se lee del tirón, y otra que han soltado carcajadas leyéndolo. No pueden ser mejores piropos”, confiesa. 

noticias albacete

En esta ocasión, el formato es el de novela corta y recupera el tono divertido de su primera novela ‘Entrevista con el fantasma’, aunque el escritor reconoce que “estilística y narrativamente se nota una evolución. Además en este último trabajo me he soltado el pelo. He escrito con absoluta libertad, dejándome llevar y teniendo la conciencia clara en todo momento de lo que quería hacer que, entre otras cosas, era divertirme”.

La novela corta es el género donde el escritor albaceteño se encuentra más cómodo, aunque siempre se ha considerado cuentista. “Mis orígenes y raíces como lector vienen de los cuentos, de hecho, sigo leyéndolos porque me encantan. Para mí la novela era un mundo muy lejano y complicado. Cuando descubrí la novela corta me di cuenta de que estaba ante un género genial y maravilloso que permite mantener la intensidad del cuento, algo que personalmente me interesa mucho, pero a la vez, permite el desarrollo de las tramas complejas de la novela larga. Una combinación que encaja perfectamente con mi manera de entender la literatura”, detalla.

noticias albacete

Encina de plata

‘La proeza de los insignificantes’ ha sido publicada por la editorial ‘Premium’, tras obtener el premio ‘Encina de Plata’. Uno de los premios más prestigiosos y consolidados de novela corta en España, tanto por la calidad de las obras que se presentan, como por el jurado, compuesto, entre otros, por dos académicos de la lengua, Luis Mateo Díez y José María Merino, y por escritores como Luis Landero o Gonzalo Hidalgo Bayal. Un certamen en el que ya fue finalista en 2014 con ‘Entrevista con un fantasma’. El novelista pone de relieve que “fue una gran alegría volver a estar entre los cuatro finalistas, pero conseguir el premio ha sido como un sueño hecho realidad”.

noticias albacete

Con una edición muy cuidada, y una buena distribución a nivel nacional, la novela ya se puede encontrar también en las librerías de Albacete. La portada es obra de otro artista  albaceteño, el pintor Pablo Baeza, que “ha hecho una ilustración genial, muy acorde a la esencia de la novela”, concluye. Eduardo Moreno Alarcón nos invita a disfrutar de este singular y emotivo viaje, donde los insignificantes se convierten en los verdaderos protagonistas. 

/Modesto Colorado/ Fotos: Lola Diaz/

Mapfre

El Digital de Albacete

Diario digital líder en Albacete con toda la información de la capital y provincia
Botón volver arriba