Miedo en un pueblo cercano a Albacete por la salida de un asesino de la cárcel

Acabó con la vida de su mujer delante de su hijo de 5 años

TOyota

La familia de la víctima del culpable de un homicido machista ocurrido en Villanueva de la Jara (Cuenca), situado a pocos kilómetros de la provincia de Albacete, mostraba su indignación al programa Espejo Público por su salida del prisión. En concreto, el hombre fue condenado por acabar con la vida de su mujer mientras su hijo de 5 años se encontraba también en el domicilio familiar.

En concreto, detallaban que el condenado saldrá de permiso penitenciario y los niños temen verle o que trate de ponerse en contacto con ellos pese a la prohibición de acercarse a la localidad en la que residen. “Cada vez que nos dan noticias de este tipo damos un gigantesco paso hacia atrás”, consideraba el hermano de la víctima y tío de los niños, José Antonio Picazo.

Lamentaba en sus declaraciones a Espejo Público que “parece que la justicia siempre va de la mano del asesino, no de la víctima”. De este modo detallaba que el condenado por el homicido de su hermana suele pasar los permisos penitenciarios en una localidad que está a menos de 10 kilómetros de sus hijos.

“Nos cortan la libertad a las víctimas porque los padres de mi mujer viven en ese pueblo y siempre estamos de un pueblo a otro”, explicaba. Al respecto volvía a remarcar que “al concederle permisos a asesinos de este tipo supone cortar la libertad de las víctimas”.

El homicida confeso ya disfrutó en diciembre de un permiso penitenciario y “nos avisaron con 3 días de antelación y en marzo con 8 días de antelación”, señalaba. “Lo que no puedo entender es que un asesino confeso que haya sido penado con 12 años y medio de cárcel a los 7 años, por portarse bien le concedan permisos sin haber cumplido parte de la sentencia”, manifestaba el hermano de la víctima.

Recordaba que la sentencia recoge una indemnización a sus hijos “que ya hizo efectiva”, pero “aún no ha pagado las costas de la abogada que debía pagar”, puntualizaba. La familia de la víctima ha solicitado que se suspendan los permisos del condenado tanto a vigilancia penitenciaria como al juzgado de primera instancia de Cuenca y Castilla-La Mancha.

El menor que estaba en el domicilio familiar en el momento del crimen “tiene pesadillas y deja de comer cuando sabe que su padre va a salir con un nuevo permiso”, indicaba. Al mismo tiempo el hermano de la víctima consideraba que “no puede ser que nos ataquen siempre a las víctimas”.

La familia de los niños junto con una psicóloga tratan de informar a los niños de la forma más adecuada para que no les pille de sorpresa o se enteren por otros cauces. Sin embargo el tío de los niños reconocía que ellos piensan: “Me mata a mi madre, no piensa en nada y ahora… ¿Se va a poner en contacto conmigo?”.

Mapfre

El Digital de Albacete

Diario digital líder en Albacete con toda la información de la capital y provincia
Botón volver arriba