Sede de Cáritas en Albacete

La Diócesis de Albacete destinará 9.000 para la ayuda de los cristianos perseguidos en Irak

toyota 2

Miles de cristianos han tenido que dejar sus casas y sus tierras y huir por la persecución de los yihaidistas del Estado Islámico. Es la situación a la que se enfrentan en Irak los más de 400.000 cristianos desplazados de la llanura de Ninive. En el campo de refugiados de Ankawa, muy cerca de la ciudad de Arbil, zona Kurda, se encuentran más de 78.000 personas que día a día, bajo unas cuantas tiendas de campaña, sin apenas alimentos y con escasez de medios sanitarios, luchan por sobrevivir. Es uno de los campamentos que se han levantado para poder atender a estas familias, que pese a vivir en esta situación, no son consideradas como refugiados por la comunidad internacional.

La Diócesis de Albacete con los hermanos de Irak

Esta realidad la conoce bien D. Jesús Rodríguez Torrente, Vicario Judicial de la Diócesis de Albacete hasta el año 2010, y en la actualidad auditor del Tribunal de La Rota. Rodríguez Torrente ha tenido la oportunidad de viajar a la zona, y de vivir en primera persona la persecución a la que son sometidos los cristianos en Irak. Su amistad con el sacerdote de Bartella, Behnam Benoka, coordinador del campo de refugiados de Ankawa, con quien tuvo la oportunidad de compartir duros momentos, ha hecho posible que toda la Diócesis de Albacete conozca mejor esta realidad, y se implique en la causa. “Han matado niños de orfanatos católicos y secuestrado niñas y mujeres para llevarlas a los prostíbulos como esclavas, porque no son personas son cristianas, cosas, cerdos y pueden abusar hasta matarlas”, recuerda el sacerdote albaceteño en una de sus cartas denunciando la situación.

Por este motivo, la Diócesis de Albacete acordó destinar lo recaudado en la colecta de Navidad, que se inició el primer domingo de adviento, a paliar las necesidades de miles de personas en Irak. Gracias a la implicación de todas las parroquias de la provincia, se han conseguido recaudar cerca de 9.000 euros que servirán para financiar el hospital de campaña que se ha levantado en este campamento y poder atender los partos, comprar medicamentos y proveerse del material básico para el día a día. D. Jesús Rodríguez recuerda que los hermanos y hermanas de Irak llevan años sufriendo en silencio y con dolor la impotencia de la muerte y las heridas de atentados sin fin, y pide que sigamos unidos en la oración por todos los ellos, cuyo testimonio de fe es de una gran ayuda y estímulo para todos los cristianos de Occidente.

albaluz

Mapfre

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Límite de tiempo se agote. Por favor, recargar el CAPTCHA por favor.