Home » Albacete » Un paso más en la rehabilitación de la antigua Comisaría de Policía del Paseo Simón Abril

Un paso más en la rehabilitación de la antigua Comisaría de Policía del Paseo Simón Abril

palazon

/Sandra Manzanares/

La antigua Comisaría de Policía del Paseo Simón Abril avanza en su transformación hacia un edificio que albergará usos administrativos y espacios destinados a la ciudadanía, entre los que se baraja la Gerencia de Urbanismo o la futura Oficina Integral de Atención al Ciudadano, dando así un paso más en la remodelación de este emblemático edificio, una vez elaborados los estudios geotécnicos y estructurales correspondientes.

Así nos lo explica el concejal de Obras Públicas, Julián Garijo, quien detalla que tanto el estudio geotécnico como el estructural de la instalación actual es “imprescindible” para poder elaborar el proyecto de rehabilitación, incluyendo en nuevo bloque constructivo que se situará en el patio interior, donde hace un año comenzaba la demolición de las cocheras.

boletín

Actualmente, los servicios técnicos municipales se encuentran redactando el programa de necesidades que habrá de cubrir el proyecto para dotar al edificio de un uso administrativo con ciertas zonas de otro tipo para disfrute de todos los vecinos de Albacete, remarcaba Garijo, añadiendo que este es un edificio que necesita rehabilitarse desde hace tiempo, y que se ha decidido realizar dado el “valor arquitectónico y emocional” que tiene para Albacete.

El edificio, que tiene forma de L, con torreón en el vértice de la L; dispone de otra edificación aneja en el lateral de la calle Maria Marín. La composición es de semisótano, planta baja, planta primera y torreón en el edificio principal y semisótano, baja, primera y segunda en el edificio anejo por calle Maria Marín, en lo que constituye una edificación realizada según proyecto del arquitecto Francisco Fernandez Molina en 1929.

Estudios realizados

En cuanto al estudio geotécnico, destacar que el Ayuntamiento, como paso previo a la elaboración del proyecto de rehabilitación de la antigua Comisaría, contrató con una empresa externa la realización de diversos trabajos sobre este inmueble, encaminados a estudiar por un lado la naturaleza del terreno que sirve de base a los cimientos mediante un estudio geotécnico del reconocimiento del terreno, y por otro, la realización de catas, ensayos y pruebas sobre los elementos que componen la estructura para verificar el estado de la misma, su composición, geometría y patologías que pudiera presentar de cara al cambio de uso del edificio.

Por otra parte, de los ensayos de laboratorio, en concreto de los químicos, se ha concluido que el terreno “no contiene sulfatos y que no es agresivo”, mientras que del estudio estructural se desprenden datos del estado actual de la estructura del edificio para poder definir el alcance de actuación del proyecto de rehabilitación realizándose catas en cimentación, muros y forjados.

A modo de conclusión, destacar que una vez finalizado el ensayo no se han producido fisuras ni otro tipo de patología, siendo las deformaciones máximas inferiores a los límites permitidos. No obstante, como comprobación adicional, y de manera complementaria a las pruebas de carga realizadas, se ha calculado y diseñado un posible refuerzo para los forjados existentes, escogiéndose una solución que evite sustituir por completo los forjados de madera, que consiste en formar una capa superior de hormigón una vez retirado el pavimento de terrazo existente.

Respecto a la cubierta, señalar que las zonas cuya estructura es de madera, si bien cumplen las barras de manera estructural, “no lo hacen respecto a la resistencia al fuego, por lo que habrá que protegerlas mediante placas ignífugas, proyectando vermiculita o con pintura intumiscente”. En las zonas de cubierta de estructura es metálica, “hay algunas barras que no habrá que reforzar para aumentar su sección por no cumplir estructuralmente hablando. Además, respecto a la resistencia al fuego no cumple ninguna de ellas, por lo que habrá que hacer una actuación similar al caso anterior de vigas de madera”, detallan los informes municipales.

Unas obras que continúan avanzando, y aunque es “complicado evaluar” su fecha de finalización, se estima que superen el millón de euros, cantidad que correrá a cargo del programa europeo EDUSI, donde la aportación municipal es del 20%.

Mapfre

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Límite de tiempo se agote. Por favor, recargar el CAPTCHA por favor.